sábado, 2 de noviembre de 2019

ESTADÍSTICAS RECIENTES DE HABITANTES DE SIERRA DE YEGUAS


Territorio de Sierra de Yeguas

Extensión superficial, año 2019: 85,58
Perímetro, 2019: 54.182,38
Distancia a la capital, 2019: 82,8
Altitud sobre el nivel del mar, 2019: 449
Número de núcleos que componen el municipio, año 2018: 2

Población de Sierra de Yeguas

Población total, 2018: 3.356
Población, hombres , 2018: 1.698
Población, mujeres, 2018: 1.658
Población en núcleos, 2018: 3.333
Población en diseminados, 2018: 23
Edad media, 2018: 42,8
Porcentaje de población menor de 20 años, 2018: 20,26
Porcentaje de población mayor de 65 años, 2018: 18,95
Incremento relativo de la población en diez años, 2018: -5,52
Número de extranjeros, 2018: 77
Principal procedencia de los extranjeros residentes, 2018: Reino Unido
Porcentaje que representa respecto total de extranjeros, 2018: 48,05
Emigraciones, 2017: 78
Inmigraciones, 2017: 84
Nacimientos, 2017: 29
Defunciones, 2017: 37
Matrimonios, 2017: 10

(Datos extraídos del Instituto de Estadística y Cartografía de Andalucía. Provincia de Málaga)

jueves, 22 de agosto de 2019



      Sierra de Yeguas en tiempo de la guerra de la Independencia

     La noticia de los acontecimientos de la Guerra de la Independencia del 2 de Mayo de 1808 se expandió por el territorio nacional como un reguero de pólvora.

 El general Castaños estuvo al mando de unos 27.000 soldados
                   españoles durante la batalla de Bailén.



                                                    
     Los acontecimientos quedaban lejos como para que pudiesen afectar de una forma inmediata a la realidad local. De hecho, las noticias y órdenes que llegaban desde el gobierno invasor  a nuestro Ayuntamiento solo eran para pedir colaboración cumpliendo con los deberes de pagos de impuestos y rentas. Por su parte nuestro ayuntamiento, al igual que los demás pueblos de la comarca, no estando de acuerdo con la invasión francesa, lógicamente, demoraban en los pagos de impuestos para hacerle más difícil la supervivencia a los franceses invasores. Pero la jerarquía del rey José Bonaparte dándose cuenta, de que todas las poblaciones pequeñas donde no hay presencia militar francesa era preciso buscar cooperación entre los propios habitantes de cada pueblo, y desde Madrid se decreta lo siguiente (y es copia del documento que presento y transcribo):
“Madrid 27 de Diciembre.
     Extracto de las minutas de la Secretaría del Estado.
     En nuestro palacio de Madrid a 25 de Diciembre de 1810.
Don José Napoleón por la gracia de Dios y por la constitución del estado, Rey de las España y de las Indias.
      Hemos decretado y decretamos lo siguiente:
Artículo I, Con arreglo á nuestro decreto de 10 de Abril último se formarán en los pueblos que á se expresan las compañías de milicia cívica  que a cada uno se detallan.
      Es una lista de pueblo muy amplia de toda la Sierra Sur y la comarca del marquesado de Estepa, donde naturalmente se encuentra Sierra de Yeguas.
     Articulo II. En la villa de Estepa se aumentarán dos compañías, formando un batallón con las otras dos ya formadas. Nombramos para comandante de este batallón a D. Luis Negrón; para ayudante 2º D. Blas Caballero, y para abanderado 2º Agustín Manzano.
     Articulo V. En la villa de Sierra de Yeguas se formará una compañía. D. Francisco Pedrosa Totrés está nombrado capitán; D. Diego Becerra, teniente, y D. José de Torres Pedrosa, Subteniente.
Articulo VI. En la Villa de Pedrera se formará media compañía. D. José Vergara está nombrado capitán y D. Pedro Talavera subteniente.
Articulo XI, En la Villa de la Roda se formará media compañía. D. Antonio Correro Mayor está nombrado Teniente de ella.”
    
     Así, en un total de una veintena de pueblo se formaron compañías de milicia cívica, lo que es igual a soldados civiles españoles al servicio del invasor francés... ¡Vivir para ver!
      Por eso a mí me da que pensar que la guerra de la Independencia tuvo algo de guerra civil. De ahí puede venir el “afrancesado”.
      Sierra de Yeguas termina pagando sus impuestos al invasor francés.
      Con el examen que ha practicado la Diputación de Málaga de las cuentas de los fondos públicos de contribuciones de la villa de sierra de Yeguas, respectivas al año 1811, se ha comprendido en ellas el valor de 247 fanegas y 2 celemines de trigo, 1516 fanegas y 5 celemines de cebada, 8 reses de vacunos, 270 lanares y 21 de ganado cabrino que entregaron los vecinos de Sierra de Yeguas para satisfacer las contribuciones que de aquellas especies exigió el gobierno intruso. Como se ve, estos vecinos entregaron a las tropas de Napoleón altas contribuciones en dinero y especies. En otros apuntes hemos leído como fue la junta de defensa de Campillos, la que ordenó dicha contribución además de dos carros con tres mulos cada uno, 850 reales, del pósito de aguardientes. Estas especies y artículos fueron llevados a Alameda y a la Roda de Andalucía donde se encontraban las tropas napoleónicas. Entre los vecinos que pagaron el impuesto figura en listas D. José Villavicencio, D. José Mocete, D. Francisco de Prados, entre otros más.
      Como se ha comprobado, siempre el campo sacando a España de sus reverse y miseria.

      Merece también destacar entre estas líneas al marqués consorte de Cerverales  D. Alonso María de Reyna y Pedrosa, (1747 – 1823), natural de Sierra de Yeguas. Fue varias veces alcalde de Estepa por el estado noble, y maestrante en Ronda. Aparte resultó ser persona con adicciones peligrosas: tanto la tradición oral como la documentación del archivo nos cuentan que se dedicaba a perseguir bandoleros y malhechores por todos estos contornos. De su manera de ser y a la edad de 60 años, nos dice mucho el hecho de que en la guerra de la Independencia reclutó a 300 mozos en Estepa, con el propósito de unirse a las tropas del General Castaño en la Batalla de Bailén.
      Más tarde, cuando los franceses invadieron Estepa, su actitud hacia ellos queda patente en un documento del archivo donde se le comunica, en términos muy fuertes, que reemplazara el trigo de mala calidad que había enviado como pago de los impuestos que estos pagaban para avituallar al ejército francés.

El juego de las “cuatro esquinas”: Napoleón repartiendo Europa entre sus hermanos.
Grabado de archivo particular
(Le salió el tiro por la culata…
Comentario de Antonio Solís. ).

      Alonso Mª es un personaje curioso, notable y valiente, servidor de la patria. Y en lo particular refuerza considerablemente los bienes y el prestigio del marquesado de Cerverales. Termino recordando que este personaje era el marqués de Cerverales, consorte, natural de Sierra de Yeguas.
      

sábado, 20 de abril de 2019

Óleo de Nuestro Padre Jesús Nazareno de Sierra de Yeguas

 

   En esta ocasión os muestro la pintura al óleo de Nuestro Padre Jesús  Nazareno de Sierra de Yeguas (Málaga). Al igual que hice con otras imágenes de nuestra iglesia, ahora me hacía mucha ilusión pintar la imagen de Jesús Nazareno, a cuya Cofradía pertenezco. Son varias las fotografías mostradas aquí. La pintura está hecha al óleo sobre lienzo, enmarcado en marco construido en madera de pino flandes, dorado con pan de oro y de tamaño 2,40 x 1,55 m. 

 


Imagen de Nuestro Padre Jesús Nazareno de Sierra de Yeguas, con marco tallado y dorado.
Autor: Antonio Solís Gonzalez

lunes, 11 de junio de 2018

EL ESCUDO Y LOS COLORES DE UNA BANDERA


          Como nacen el escudo y los colores de la bandera de nuestra querida Sierra de Yeguas

El escudo heráldico de un municipio es la más alta representación simbólica del mismo, recuerdo de épocas pasadas que tuvo, entre otras misiones, la de identificar las mesnadas que los consejos de ciudades y villas que enviaban a las campañas guerreras que se acometían.

      De ser símbolo de identificación y arma defensiva, el escudo ha pasado a ser representación y centro de honores y distinciones que no falta en la presidencia de actos y en la autorización de documentos oficiales.

      Con tal idea y careciendo esta villa de escudo Heráldico Municipal procedemos  al estudio de los elementos históricos. El proyecto del estudio de el escudo de Sierra de Yeguas, se puede encontrar en mi libro, Mi pueblo y la Saeta . Aquí me limitaré a escribir unos datos puntuales de dicho proyecto.

Gran parte del citado escudo  es sacado del escudo de los marqueses de Estepa, por pertenecer nuestro pueblo en la antigüedad al dicho marquesado.

   Sus armas figuran en las pechinas de la cúpula mayor de la  propia Iglesia Parroquial,de Sierra de Yeguas que en su días fue construida por el ya citado marquesado.
      Escudo cortado y medio partido. En el primero de plata, una sierra de sinople, decreciente asía la siniestra,con una cruz de sable en su cumbre más alta, posible cruz piadosa de hechos conquistado y en su falda , corriente asía la siniestra, el nacimiento de un rió de plata, iluminada desde el cantón siniestro del jefe por un sol naciente de oro, fileteado de sable, con rayos del sol del mismo metal y visible un cuarto. En el segundo de plata y en aspa una rama, frutada, de olivo de sinople y y una espiga de cebada del mismo color, granada de oro y éstos fileteados de sable. El tercero de oro y partido en pal; en el primero una rosa de oro fileteada  de sable, con tallo y hojas de sinople  y sobre el todo una banda jaqueada   de gules y plata en tres órdenes  y en el segundo tres fajas de gules. Al timbre coronada real cerrada que es un circulo de oro, engarzados de piedras preciosas, compuesto de ocho flores de hojas de acanto, visibles cinco, interpoladas de perlas, que convergen en un mundo de azur, con el semimeridiano y el ecuador de oro, sumado de cruz de oro. La corona, forrada de gules.

nota  Decir que en este escrito hay palabras que nos cuesta saber lo que quiere decir, pero yo me he limitado ha escribir tal como viene en el proyecto.
Siempre escuchado de nuestros mayores que el río Yeguas nacía en la cueva del conejo en la  Sierra, yo siempre he defendido esa teoría, pues en la misma entrada de la cueva nace un arrollo que es palpable de que en el tiempo fue una salida de agua. Con el proyecto del escudo donde hace referencia al río queda aun mas  fianza esta teoría.
    
 
                      Los colores de una Bandera
   


Un buen día de los que salgo ha caminar para hacer un poco de deporte, me encontré con un amigo que es funcionario del Ayuntamiento de Sierra de Yeguas, y como siempre entablamos una conversación muy amena. El que ya sabe, cuanto me interesa las cosas de nuestro pueblo y mientras más antigua mejor, pues me contó el tema que hoy nos ocupa. La bandera de Nuestro pueblo.

Por aquellos años del principio de nuestra democracia, en que hubo de actuar muchas veces como secretario Municipal debido a la ausencia de un titular en la plaza u otras circunstancias, y precisamente por ello, no es que se quiera considerar autor, pero si colaborador - inductor de los colores de nuestra bandera, por cierto una de las mas bonitas y si no a los que vivimos por aquí, fijarse en la rotonda del Hospital de Antequéra que está todas las banderas de los municipios de la comarca; !la mas bonita la de Sierra de Yeguas¡.
Se celebraba una Tarde una comisión permanente cuando el Alcalde dirigiéndose  a los concejales asistentes les dijo.El escudo del pueblo ya está hecho y ahora sería conveniente hacer una bandera, de manera que a ver que pensamos.

      El susodicho, a modo de broma y sin querer ni considerarse responsable para ello, ni abrogarse el derecho a tomar decisiones en una corporación de la que solo se consideró  siempre un simple trabajador y si se le apura un colaborador, comentó, Azul, blanco y verde. Le preguntó el Alcalde que lo tenía junto a él, y porque¡!,la repuesta fue: Por el azul de nuestro Cielo, el blanco de la cal de las casas y el verde de nuestros campos. Al Alcalde le gustó, y dijo" es bonito" ponlo así, de manera que así se pasó al acta y así de la manera mas simple y sencilla nació uno de los símbolos de nuestro pueblo.





lunes, 30 de abril de 2018

LA REFORMA AGRARIA EN SIERRA DE YEGUAS

Siguiendo la ruta de los cortijos, quiero contaros como se llevó a cavo en Sierra de Yeguas una reforma agraria en tiempos de la dictadura y en tiempos de democracia.

                                         EXPROPIACIÓN AGRARIA

Siendo Alcalde de Sierra de Yeguas Don Jesús García Hidalgo, se llevó a cabo unos de los hechos más aceptables de todos los tiempos en nuestro pueblo. La reforma Agraria. Realizándose con el reparto de tierras de cortijos, como la del Concejil, propiedad de Doña Ana Gozálvez Morales, y la finca "Navahermosa" o "Peñuela", como popularmente se conoce, propiedad de Don Carlos Blázquez.


      Mediante un expediente de expropiación, se compra parte de las tierras de las dos citadas fincas. La firma del contrato de Peñuela se llevo a cabo ante la presencia de las partes interesadas, el propietario de la finca, D. Carlos Blazque, el alcalde de Sierra de Yeguas Señor García Hidalgo y D. josé Torres Mancheño (escribiente). La escrituras se firmaron el 21 de Julio de 1951. De Ambas fincas se hace cargo el instituto de Colonización, que se encargaría del reparto de las tierras.
      En la finca del Consejil se repartieron veinte parcelas de olivos y tierras de sembraduría, y en la de Navahermosa, diez parcelas de sembraduría.


     En los años 60 se hace nueva reforma parcelaria, convirtiendo  las tierras de secano en tierras de regadío e incorporando nuevas tierras compradas al cortijo de Peñuela. Los antiguos parceleros, que labraban unas treintas fanegas de secano, pasaron a tener entre 9 y 13 fanegas, de regadío.

      En el año 1962 hasta el 1965, El instituto de Colonización Construye el nuevo poblado para los colonos.Siendo alcalde de Sierra de Yeguas D. Antonio Borrego Ruiz.

      Después en el año 1976, se hace otra reforma, añadiendo más tierras y es cuando entran los 60 colonos, ya con tierras de regadíos, pero estas ya bien preparada de drenaje y canales para un correcto desagüe.

      Pero no terminamos aquí con la compras de tierras, ya que en el año 1985, exactamente, Ja Junta de Andalucía realiza la compra el resto de la finca de Peñuela. Los tramites de la compra tiene los primeros contactos en Córdoba en el casino de la plaza del caballo.Posteriormente se contacta de nuevo en la carretera el Brillante de Córdoba donde tiene el chalet el propietario D. Juan de Dios, y finalmente, se reúnen en el Ayuntamiento de Sierra de Yeguas, siendo Alcalde D. José Torres Jimez, estando presente el vendedor D. Juan de Dios Jiménez el concejal de cultura D. Francisco Torres Jiménez y el corredor D. Diego García Ponce. Posteriormente se trasladan a Sevilla para que se realice la compra con la firma del Consejero de la Junta de Andalucía de Agricultura y Pesca D. Miguel Manaute, y siendo presidente de la Comunidad Autónoma D. José Rodríguez de la Borbolla.


     Estas nueva compra de tierra en su día fueron destinada a dos cooperativas de jóvenes agricultores: de los Corrales y Sierra de yeguas, formada cada una de ellas por once personas fijas y creando numerosos jornales en tiempo de recolección.
     Navahermosa, actualmente, es muy rica en producción; sus principales productos son: el esparrago, la cebolla, el melón, maíz y otras serie de producto ecológicos,etc...Además cuenta con dos cooperativas horticultoras para los envasados de los productos que en sus terrenos se cosechan.











lunes, 6 de octubre de 2014

Las Salinas de Sierra de Yeguas

En primer lugar, me voy a referir a una salina, que según el catastro de Ensenada, existía en el 1751 en Sierra de Yeguas y que apunta a que pueda tratarse de la misma finca que hoy nos ocupa, la del cortijo "LA SALINA".

Hace algunos días encontré unos documentos que me causaron bastante curiosidad por su antigüedad y por el formato de algunos de sus dibujos. Se trataba del proyecto de una salina del año 750 que eran propiedad del estado español y en el que textualmente dice así:

"Plano de la Salina nombrada Navazo en el termino de Sierra de Yeguas, Partido de la Administración de Osuna, que queda acotada con cinco fanegas y siete Zelemines de tierra, cuenta incluso en ellas terreno que ocupa la misma Salina, y arroyo o reguera de desagües."

Plano de la Salina de la Troya. Año 1751
En la pregunta numero 40 de las respuestas Generales del Catastro de Ensenada sobre Sierra de Yeguas dice así:

Pregunta: "¿Si el Rey tiene en el término o pueblo alguna Finca o Renta que no corresponda a las Generales ni a las Provinciales que deben extinguirse, cuáles son, cómo se administran y cuánto producen?."

Repuesta: "Que además de las rentas provinciales y generales, tiene su Majestad en este territorio una salina el el partido del Navazo, que se recauda de cuenta de su Real Hacienda, cuya salina pertenecía al patronato que en este lugar fundó D. Juan Lavado Rengel y, por razón de haberse alzado el rey con ella, le paga a dicho patronato anualmente novecientos reales de vellón que se cobran en la Tesorería general de salinas de la Ciudad de Sevilla."

Esta salina, al pertenecer a Su Majestad el Rey, era custodiada y guardada por los militares del cuartel de Écija (Sevilla), que en número de veinte soldado hacían su servicio en dicha salina. Estos soldados una vez cumplían con su trabajo eran repartidos y hospedados en las casas de los más pudientes de Sierra de Yeguas.

Cortijo "La Salina"

Ahora si me voy a referir al cortijo "La Salina", que a igual que Cañada Hermosa y Rejano, es propiedad de la señora Doña Ángeles Solís. En los años cuarenta del siglo XX ésta se lo dejó en herencia a su hija Doña Dolores Gozalves Solís, casada con D. Pedro Troya Samudio, lo que dio lugar a que a este cortijo se le conociese popularmente por "La Salina de la Troya". Por el lugar hay otras Salinas, llamada la de "Los González" y "La Salinilla", esta última ya en termino de Martín de la Jara.

Cortijo "La Salina". En la actualidad esta finca es propiedad de los herederos de Dña. Reyes Troya Gozálvez.
La labranza y buen cuidado de esta finca corre a cargo de D. José Torres González
El cortijo "La Salina" en un 90% es de olivar y el resto de tierra para siembra y salina. A lo largo del tiempo, los trabajadores (encargados, gañanes y peones) eran, casi en su totalidad, de Sierra de Yeguas. En la recolección de la aceitunas, se contratan a hombres y mujeres de Martín de la Jara y otros cercanos al municipio.

Por nuestros mayores se sabe que la explotación de la Salina existe desde siempre, por eso, creo que podemos estar hablando de la misma salina citada anteriormente, ya que en el termino de Sierra de Yeguas no se conoce otra que sea salitrosa.

Antigua playa de sal del Cortijo "La Salina"

A pesar de tantos años de explotación, como todas las cosas tubo su final. No se puede precisar, pero a finales de los años 70 y 80 del siglo XX, ya no era rentable dicha explotación. Sus instalaciones se habían quedado antiguas y hacer nuevas instalaciones no entraba en los planes de sus dueños.

A finales del siglo XX esta finca es dividida en dos partes heredadas por Doña Reyes y D. Pedro Troya Gozalvez.

Salina de Juán González Sánchez

En el año 1957, el señor González perfora algunos pozos buscando el aguasal y que tuviese el caudal suficiente para hacer las instalaciones de una nueva salina. 

Una vez que se dio con agua más que suficiente, se comenzaron a realizar pruebas y análisis al terreno y el agua y se termina constuyendo una nueva salina en una de sus fincas, denominada (Eriondo).

La finca se compone de 18 fanegas de tierra, de las cuales cinco se dedicaron a la Salina y el resto a olivos y tierra de calma.

Salina de D. Manuel González Parejo
El señor González en el año 1962 alcanza la jubilación y son sus 4 hijos (José, Antonio, Juan y Manuel González Parejo) los que continúan con la explotación de la Salina, creando una sociedad.

En esta sociedad administra el total de la finca de sus padres que, además del negocio de la salina, entran las 90 fanegas de olivos y tierra de sembraduría y las las 350 fanegas que tienen arrendadas.

Los González, como popularmente se les conocen, durante el tiempo que duró la sociedad fueron buenos labradores y todos los años dieron numerosos jornales en tiempo de recolección.

En el año 1994 esta sociedad se disuelve y cada uno de los hermanos se dedican a labrar sus tierras particularmente, siendo Manolo González el que se queda con la explotación de la Salina.

Éste consigue trasformar totalmente la salina. Las playas de las pozas empedradas donde la sal había que sacarla manualmente ya han desaparecido y hoy día las posas son más grandes y con el suelo de cemento. La recogida de la sal se realiza con máquinas consiguiendo así un producto más limpio y menos costoso. También se amplia el negocio del aguasal, pues el caudal es tan generoso que le permite vender agua a las mayoría de las fabricas de aceituna de aderezo de la comarca. El transporte de la aguasal lo empezó con un tractor y una cuba en el remolque y hoy día tiene dos camiones con cubas de acero inoxidable para evitar que la sal pueda pudrirla.

Esta playa se compone de 7 pozas que en total suman 6.000 metros cuadrados
A Manolo González, como todos lo conocemos, también le llego la jubilación, y en la actualidad es su hijo Juan Manuel González Sánchez, el que administra dicho negocio, tanto las tierras como la salina.

A Juan Manuel también se le nota buena vinculación con el negocio y mejora las instalaciones y aporta nuevas ideas.

Otra vista de la playa de "La Salina" de los González

viernes, 11 de abril de 2014

La Gioconda Serrana Malagueña


Hoy os muestro un cuadro que he pintado entre  los años 2013 y 2014. Yo la he llamado la Gioconda Serrana Malagueña. Está pintada sobre una tabla de madera de nogal de 76x57 cm, que es la medida de la original. Para pintarla me ayudé de una lámina tamaño folio que adquirí en la tienda del Museo del Prado durante una de mis visitas a Madrid. La Mona Lisa del Prado fue pintada por uno de los discípulos del propio Leonardo Da Vinci en su taller. La verdad es que ese cuadro es una verdadera joya para el museo, aunque no todo el mundo sabe de su existencia. Búscala si tienes la oportunidad de visitar el Museo del Prado. No te defraudará...